22 Nov

Para emprender hay que aprender, reaprender y desaprender

Para emprender hay que aprender, reaprender y desaprender

Compartir

Fuente:  Por Manuel A. Fernández. Asesor Financiero (manuel_fdez@yahoo.com). Publicado en La Información.

El genial escritor y futurista norteamericano Alvin Toffler decía que: “los analfabetos del siglo XXI no serán aquellos que no sepan leer o escribir, sino aquellos que no puedan aprender, desaprender y reaprender.” Esta frase nos ofrece las claves para la supervivencia en la sociedad del siglo XXI donde ya no será suficiente aprender, sino que tendrá mayor importancia desaprender y reaprender para adaptarnos a las corrientes de cambio dentro de un mundo cada vez más digitalizado e impersonal

La frase de Toffler adquiere mayor trascendencia en el mundo de los negocios, sobretodo en temas de emprendimiento. Decía Peter Drucker, el padre de la Administración Moderna, que “el emprendedor siempre busca el cambio, responde a él y lo utiliza como oportunidad”. Para el emprendedor de hoy ya no es suficiente tener una buena idea de negocios y ponerla en marcha, sino que cada día debe estar en constante aprendizaje, para readaptar su oferta a las nuevas tendencias del negocio y reinventarse ante un mundo empresarial más competitivo.

Quedarse amilanado y en una zona de confort, no le permitirá al emprendedor un desarrollo sostenible en el tiempo. Una persona puede ser excelente desempeñándose en cualquier tipo de negocio, pero eso solo no le garantiza que sea rentable. Es indispensable capacitarse en temas de Administración, Contabilidad, Finanzas, Mercadeo y Gestión del Capital Humano. La adquisición constante de conocimientos y nuevas habilidades es crucial para la sostenibilidad de las PYMES.

Por otro lado, la humildad debe ser la carta de presentación de todo emprendedor. Creernos que lo sabemos todo no es una buena idea. El orgullo improductivo no es buen consejero, sobretodo a la hora de pedir ayuda y acercarse a un buen consultor empresarial. El viejo paradigma de que un consultor es demasiado caro para una PYMES ya no tiene sustento en el mundo de hoy, pues más caro será no contar con este tipo de aliado estratégico.

El emprendedor de hoy debe estar sediento de conocimientos, debe leer libros y revistas especializadas sobre su campo de acción, debe asistir a cursos, talleres y seminarios de negocios, debe ver programas de televisión como “Tanque de Tiburones” o “El Socio”, en fin, debe estar al tanto de todo lo que acontece en el sector de la economía donde acciona.

En la medida que un emprendedor se capacite y aprenda cada día más, le estará otorgando un valor agregado a su negocio. Siempre habrá mejores formas de hacer las cosas, y si usted como emprendedor es de los primeros en aprenderlas, tendrá ya una ventaja comparativa sobre sus competidores.

En mi opinión, el conocimiento adquirido orientado al negocio crea valor, y eso es crucial para el desarrollo de cualquier emprendimiento.

Siempre he dicho que en nuestro país hay mucho talento emprendedor y con mucha capacidad creativa. Pero a esto hay que añadirle el deseo de aprender, reaprender y desaprender, como canal para superar metas y afrontar nuevos retos empresariales.

Por Manuel A. Fernández
Asesor Financiero
manuel_fdez@yahoo.com